Wally define de nuevo el futuro de su icónica gama con el nuevo wallypower58
 
Ya admirado en Mónaco durante el Gran Premio Histórico, el nuevo wallypower58 será presentado oficialmente en Venecia durante el Salón Náutico de la "Serenissima" (28 de mayo - 5 de junio).
El sugestivo marco del Arsenal –desde hace siglos corazón de la industria naval de la ciudad y fulcro de la potencia militar de la República de Venecia- servirá de fondo al debut mundial del innovador Wally, que inaugura la nueva generación de la icónica gama.
Después de Venecia, el wallypower58 continuará su tour que lo llevará nuevamente a Mónaco para el Gran Premio de F1, luego a Saint Tropez durante la Rolex Giraglia (12 - 15 de junio), a Barcelona (17 - 19 de junio) y a Ibiza (21 - 27 de junio).
 
A primera vista el nuevo wallypower58 parece alejarse de las típicas líneas de la marca, pero si se mira atentamente, resulta evidente que su refinada estética no es más que el magnífico eco de un icono. Los precedentes modelos wallypower se inspiraban principalmente en el wallytender, partiendo de su perfil angular, los wraparound fender y el casco con un escalón, mientras el novísimo wallypower58 -que de todos modos puede considerarse la natural evolución del wallypower52-, ofrece esa elegancia sobria y esa pureza estilística que caracterizaban las formas del progenitor de la línea, el célebre wallypower118, botado en 2003.
 
«En Wally decimos a menudo que nuestros yates tienen una antelación de 20 años respecto a su tiempo y este barco es la prueba de ello: el wallypower58 celebra la estética innovadora del wallypower118 a casi dos décadas de distancia de su debut mundial. Naturalmente, el wallypower58 incorpora todas las novedades técnicas, prácticas y constructivas puestas a punto desde 2003 y estamos seguros de que será el punto de referencia para los yates de su categoría en los próximos años», comenta Stefano de Vivo, Managing Director de Wally. «Por ejemplo, una novedad de gran impacto que hemos aportado a este modelo es el “magic porthole”: considerando que las aperturas laterales normalmente estropean la pureza estética del casco, hemos decidido eliminarlas por completo e instalar en cada lado del barco una telecámara con resolución 4K y estabilización cardánica. Las dos telecámaras están conectadas a dos pantallas montadas a la derecha y a la izquierda en el salón, creando una amplia visual externa aunque no haya ojo de buey. Estamos muy orgullosos de esta solución innovadora y eficaz, porque requiere menos mantenimiento de los ojos de buey, ningún peligro de causar daños al vidrio durante un amarre “estilo inglés” y, sobre todo, garantiza la máxima privacidad tanto anclado como en el puerto».
 
«Igual que el primer wallypower, también este modelo se caracteriza por líneas esquemáticas y esenciales, dominadas por doble canto en el casco, por tomas de aire de diseño y por la proa que encuentra el agua con una línea suave y sinuosa.» afirma Luca Bassani, Fundador de Wally y Chief Designer «El wallypower58 está dedicado a quien aprecia las líneas sencillas y bonitas y que tiene las ideas claras sobre cómo utilizar el propio yate. La posibilidad de que puedan dormir hasta 4 personas abre un nuevo abanico de oportunidades de crucero para parejas, familias y amigos que no quieren verse obligados a pasar todas las noches en el muelle»
 
Prácticamente perfecto

En el diseño de la superestructura, el wallypower58 reúne muchas de las soluciones que han hecho célebres a los modelos Wally más recientes, como los ventanales espaciosos y sin montantes en el parabrisas, las escotillas profundas que conectan proa y popa y las amplias zonas sociales que se asoman al ambiente circunstante. permaneciendo al mismo tiempo protegidas de sol, viento y salpicaduras. Los ventanales, además de ofrecer una vista panorámica única para yates de esta categoría, mejoran notablemente la seguridad en la navegación, al eliminar los ángulos ciegos.
 
Ejemplo de versatilidad, el wallypower58 es perfecto desde todo punto de vista para garantizar gran confort en cada condición y en cualquier latitud: la tapa de la bañera se puede abrir eléctricamente para regular la ventilación, mientras el área externa cubierta se puede climatizar durante las horas de más calor. En climas más rígidos la bañera puede estar completamente cerrada.
 
Entre las dotaciones estándar se encuentra el amplio solárium en la popa que, además de ofrecer múltiples opciones de tumbonas para cuatro adultos, esconde un amplio pañol para los juguetes acuáticos. Si se requiere, se puede montar un toldo eléctrico para proteger también esa zona del sol.
 
Gracias a las reconocibles amuradas abatibles, también de serie, las áreas sociales alcanzan dimensiones inéditas para yates de estas dimensiones: 25 m2 para la zona al aire libre de popa y 12 m2 para la bañera protegida y climatizada.
 
Para la popa del wallypower58 se puede pedir como opción la plataforma hidráulica, que desempeña una doble función: permite botar o atoar con facilidad y seguridad una moto de agua o un ténder hasta 3,25 metros de longitud y cuando está sumergida se transforma en una agradable y amplia zona "pied à l'eau" para vivir una experiencia inolvidable en el agua.
 
Como en los modelos wallytender, también el wallypower58 está dotado de una pasarela hidráulica para embarcar o desembarcar desde la popa, que sirve también de escalerilla, para tener un acceso al agua continuo e independiente de la plataforma hidráulica.
 
Layout flexible

En toda el área exterior el wallypower58 se caracteriza por su gran flexibilidad, estudiada para responder a cada tipo de exigencia de los invitados: en la bañera, 12-16 personas pueden acomodarse en los amplios asientos distribuidos entre los dos bancos laterales y la parte de tomar el sol hacia la proa. A la derecha, la mesa abierta crea una cómoda zona comedor, que deja libre el paso en el lado izquierdo. La cocina, dividida en dos secciones se puede configurar como se quiera, eligiendo entre una amplia lista de opciones, entre ellas neveras, heladeras, cocinas y alacenas.
 
En los interiores, inundados de luz natural que entra abundantemente desde arriba, el concepto de modularidad se acentúa: la versión estándar prevé un salón que ocupa toda la manga con day head a la izquierda –dotado de ducha separada. La iluminación natural está garantizada por un gran panel de cristal encajado en el puente principal. En la proa, la cabina del armador se enorgullece de una cama queen-size y un cuarto de baño privado con ducha.
 
Quien elige la versión "flexi-guest" –que permite que duerman cómodamente a bordo hasta cuatro adultos- tendrá en cambio una cabina para invitados en el lado izquierdo, en mitad de la nave, con acceso directo a la day head, mientras la zona lounge se encontrará a la derecha. Esta disposición resulta especialmente preferida por los armadores que sólo ocasionalmente tienen tripulación a bordo, dado que no sacrifica ningún espacio de invitados en favor de la tripulación.
 
Si en cambio el crucero prevé la presencia constante de la tripulación, en lugar de la cabina de invitados se puede elegir el layout con cómoda cuccetta individual fija (y servicios privados) en mitad del barco. Esta configuración del wallypower58 es ideal para quien quiera hacer charter o para quien utiliza el barco como chase-boat para yates de grandes dimensiones, dado que ofrece un cómodo alojamiento fijo para la tripulación que no interfiere con los espacios de los invitados, comprendido un wc dedicado a estos últimos en el salón del puente inferior.
 
Prestaciones garantizadas
Como para los precedentes modelos de la línea, Wally ha equipado el wallypower58 con el sistema Volvo IPS, que garantiza una transición sencilla para los armadores que llegan de una embarcación más pequeña con la misma configuración de propulsión. El sistema está dotado de joystick, posicionamiento dinámico y software Volvo de amarre asistido para facilitar las maniobras.
 
En este nuevo modelo, Wally ha optado por una configuración triple IPS con bloque más pequeño en lugar de la mayor y convencional unidad doble, con el fin de proporcionar al yate un calado más bajo, una relación ratio/peso mejor distribuida y una mayor redundancia. Como consecuencia, los armadores se benefician de una gama más vasta y equilibrada de opciones de motorización, pudiendo elegir entre las unidades triple IPS700 y IPS800, ambas en el bloque motor D8. Ambos perfiles garantizan una velocidad de crucero de largo alcance a más de 30 nudos.
 
En lo que se refiere a la arquitectura naval, el wallypower58 está dotado de la habitual carena en forma de V ultra profunda, en línea con la idea de proyecto Wally, que prefiere ofrecer una marcha de crucero veloz y confortable en todas las situaciones meteorológicas marinas, en vez de apuntar a velocidades extremas en limitadas condiciones de mar. El resultado es que también con la ola formada los armadores del wallypower58 seguirán navegando con seguridad y confort a 35 nudos, mientras otros yates estarán obligados a reducir considerablemente la velocidad.